Camboya: el futuro depende en los nacidos en los años 70

Nunca antes había visto un artista cantar en cinco idiomas: camboyano, chino, vietnamita, inglés, y español. Esto lo pude ver  en la ciudad de Siem Riep de Camboya que se ha convertido en un gran destino turístico por sus templos sagrados en Angkor. 

Los camboyanos de mi generación tienen un gran espíritu de superación, nacieron durante la guerra de Vietnam (país del que son vecino y guerra de la cual formaron parte), golpes de estados, una guerra civil, genocidio, hambruna, en fin en condiciones muy precarias. En mi opinión, aunque las cicatrices de la guerra están muy presentes, lo camboyanos están en proceso de conciliación nacional que les ha permitido hacer su país un destino turístico en la región del sur de Asia.

Hay dos lugares que visité en Camboya que marcan inolvidablemente mi memoria y que son muy representativas de la historia de Camboya. El primero es el Museo de los Crímenes Genocidas “Toul Sleng” y el segundo es la ciudad sagrada de Angkor, que dicho sea de paso está en la lista de patrimonio de la humanidad por la UNESCO.

El Museo de los Crímenes Genocidas “Toul Sleng”, en la ciudad de Nom Pen, lo visité el 4 de mayo de 2010. Desde entonces no he dejado de reflexionar sobre las  tristes consecuencias del racismo, intolerancia política y de la guerra. El lugar del museo había sido una escuela superior que el régimen de la Kampuchea Democrática S-21  la convirtió en una prisión secreta de tortura, interrogación y ejecución. El ejercito de VietNam depuso a este régimen y fundó el museo, dejando intacto la estructura, como evidencia de la política de genocidio de los depuesto Jemeres Rojos (Khmer Krahom en camboyano)[i]. Hoy en día el gobierno de Camboya y los familiares de las victimas mantienen el museo como prueba de los actos que provocaron la desaparición de tres millones de personas (más del 25% de la población). En el Toul Sleng se encontró evidencia que torturaron y ejecutaron más de 16,000[ii] personas. En Camboya había más de 150 centros de ejecución como este.  Cuando llego el ejército vietnamita a Toul Sleng encontraron solo 12 sobrevivientes, entre ellos, dos niños. Desde el punto de administración pública considero que el gobierno y la sociedad civil están haciendo lo correcto, al conservar este triste lugar como museo. En ocasiones es importante conservar lugares tristes porque ayuda a prevenir desgracias parecidas. Como diría el poeta español Jorge Ruiz de Santayana: “Aquel que no conoce la historia está condenado a repetirla”.

Del 25 de abril al 2 de mayo de 2014 tuve la oportunidad de visitar Camboya por segunda ocasión. Esta vez visité Siem Riep, donde se encuentra la ciudad sagrada de Angkor, que consta de centenares de sitios arqueológicos, que necesitarías al menos dos o tres días para disfrutar, aprender y reflexionar sobre los mismos. Yo solo pude disfrutar este lugar por unas cinco horas. En este tiempo visité  siete templos, comenzando por el más importante el Angkor Wat. Es el de mayor importancia  porque era el centro de la ciudad que se inició en el año 802. Es tan representativo de Camboya que el dibujo del templo es el centro de la bandera azul y roja de Camboya. Otro tempo que me impresionó mucho es el Ta Orohm porque estuvo perdido  por cientos de años en la selva y  se puede apreciar como las grandes raíces y los preciosos árboles gigantes son en la actualidad parte integral del templo. Su construcción fue dedicada a la diosa de la sabiduría. A través de la historia la ciudad de Angkor ha rendido tributo a diferentes religiones como la hindú y el budismo. Cuando lo visité, pude ver centenares de jóvenes budistas vestidos con túnicas o batas budistas de color anaranjado.  Me dio mucho gusto saber que la UNESCO en colaboraciones con los gobiernos de Japón, Francia, e India está trabajando en la preservación de este lugar mágico. Visitar la ciudad sagrada de Angkor y sus templos es una rica experiencia espiritual y cultural. 

Camboya, al ser un país tropical pude disfrutar de muchas frutas que se dan en Puerto Rico, como mango, piña, agua de coco y mangostín, que dicho sea de paso es mi fruta favorita de Camboya. Otras frutas que no la conocía son la fruta del dragón y una fruta muy parecida a la quenepa, que se llama rambután (o pulasán)[iv], pero su cáscara es de color rojo y su pulpa es de color  transparente;  su sabor es similar a la quenepa. La comida en Camboya, está muy influenciada por la cocina china y tailandés: siempre hay arroz, es un poco picante y hay mucha variedad de marisco y pescado. El café es muy bueno, de sabor fuerte.

Su situación política actual es una monarquía constitucional, en donde se eligen a los gobernantes y el Rey tiene un rol diplomático.  El Rey tiene una importancia histórica y cultural, porque el pasado rey Norodom Sihanouk, ya fallecido[iii],  fue el líder de la independencia de Francia en 1954 y por su rol como presidente de la Coalición que ayudaría a Camboya a recuperarse de las guerras y genocidio. En la actualidad el Rey Sihamoni, hijo de Sihanouk, es un amante al arte (más que de la política) y se encontraba mediando en una disputa electoral de las elecciones del pasado verano de 2013. El primer ministro actual, Hun Sen, lleva gobernando más de dos décadas y la organización Amnistía Internacional tiene serias acusaciones de repression política. 

 Mi visita en Camboya, coincidió con el día internacional del trabajador (jueves, 1 de mayo de 2014) y pude ver, a través de los periódicos locales, que los trabajadores camboyanos dieron una contundente demostración en la ciudad Nom Pen a favor de mejores condiciones de trabajo y  salarios, en especial los trabajadores de textiles. Hubo fuertes encontronazos con la policía porque el gobierno ha prohibido desde el pasado enero 2014 manifestaciones de protestas en parques públicos como lo es en el Parque de la Libertad (que ironía!).

El gobierno de Camboya necesita fuertes reformas laborales, electorales, anti-corrupción  y un cambio generacional.

Para concluir, mis respetos a los camboyanos, en especial a los de mi generación que han tenido que crecer en unas circunstancias muy precarias y tristes. Auguro que los de mi generación cristalizarán la conciliación nacional y transformaran el país en uno más progresista y de justicia social.

image


[i] Jeremes Rojos. (22 de mayo de 2014). Obtenido de Wikipedia, La enciclopedia libre: http://es.wikipedia.org/w/index.php?title=Jemeres_rojos&oldid=74570857.

 [ii] Tuol Sleng Genocide Museum. (2014, May 5). In Wikipedia, The Free Encyclopedia. Retrieved 17:11, May 17, 2014, from http://en.wikipedia.org/w/index.php?title=Tuol_Sleng_Genocide_Museum&oldid=607207748

[iii] Norodom Sihanouk. (2014, 23 de mayo). Wikipedia, La enciclopedia libre. Fecha de consulta: 11:29, mayo 24, 2014 desde http://es.wikipedia.org/w/index.php?title=Norodom_Sihanouk&oldid=74594151.

[iv] Ruiz, Gloria. (2014, 31 de agosto). Pulasán: la fruta exótica de la temporada. Fecha de consulta: 4:30, Agosto 31, 2014 en http://www.elnuevodia.com/pulasanlafrutaexoticadelatemporada-1845063.html

Author: pizarrojesus

Share This Post On

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *